Domingo, 22 Enero 2017

  • ARROZ DIANA.jpg
La polémica que ha generado la decisión del alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo de modificar los estatutos de la empresa de acueducto y alcantarillado Ibal, qué ha sido vista por algunos sectores políticos como la apertura para una posible privatización de la empresa, que pretende abrir la prestación de más servicios como la recolección de basuras, energía y comunicaciones, ha generado una serie de críticas y cuestionamientos como las expresadas por el excandidato a la alcaldía Ricardo Ferro, que expone que la idea de negocio que anuncia el alcalde necesita del capital privado, lo que podría llevar a que estos sectores se queden con el manejo del patrimonio de empresa de agua de los ibaguereños.
 
En ese sentido Ferro manifiesta, que en Ibagué no se puede continuar vendiendo las soluciones qué hace más de 20 años vienen prometiendo los dirigentes políticos que han manejado la ciudad, porque aquí no se puede pensar en los intereses particulares sino en los intereses generales para solucionar la problemática del suministro de agua que por décadas ha sufrido la capital del departamento del Tolima.
 
Ferro también indicó que hay que preguntarle al alcalde Jaramillo porque va a nombrar a Yolanda Corzo esposa de su asesor cercano Nayid Salazar en la gerencia de Infibagué, instituto descentralizado que posee más del 90% de las acciones del Ibal, actuaciones del mandatario local que denotan un alcalde elegido por la izquierda pero que al parecer gobierna con la derecha.
 
A través de redes sociales como Facebook y Twitter y la aplicación de mensajería instantánea WhtasApp se han viralizado imágenes que promueven la revocatoria del Alcalde de Ibagué, Guillermo Alfonso Jaramillo. La iniciativa comienza a tomar forma, luego de que el mandatario local cumpliera su primer año de gobierno en la Administración Municipal.

“Guillermo Alfonso Jaramillo Pasará a la historia de  los ibaguereños, será el primer alcalde revocado por sus electores, No más Jaramillo” es lo que indica la imagen promocional del proceso ciudadano.

Es de recordar que inicialmente, el Concejal Conservador Jorge Bolívar anunció en el 2016, que una vez cumplido el primer año de mandato de Guillermo Alfonso Jaramillo, comenzaría el proceso de revocatoria; según declaraciones de cabildante 20.000 firmas podrían  ser el punto de arranque de la causa en donde la comunidad decidiría si desea que el burgomaestre continúe dirigiendo la ciudad. (Lea aquí: Concejal Jorge Bolívar iniciaría proceso de revocatoria contra el alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo)
 
Igualmente, el exconcejal de Ibagué Augusto Sánchez indicó en el 2016 que se suma el proceso que pretende revocar al alcalde de la capital tolimense, Guillermo Alfonso Jaramillo. Según el ex cabildante, desea adelantar esta iniciativa en la cuidad porque  “precisamente tenemos que salvar a Ibagué de todas estas fechorías que están haciendo con nuestra ciudad y estamos representando al pueblo, vamos a crear un comité pro salvación de Ibagué” indicó.

Por ahora, el proceso de revocatoria no ha dado inicio de manera formal, sin embargo a través de las redes circulan mensajes promoviendo la salida de Guillermo Alfonso Jaramillo de la Alcaldía de Ibagué. 



 
Son muchos los conceptos que se conocen después de cumplirse el primer año de gobierno del alcalde de Ibagué Guillermo Alfonso Jaramillo, frente a la gestión de sus secretarios de despacho y el cumplimiento de las metas trazadas en el plan de desarrollo del mandatario local.
 
El dirigente político Raúl Porras advirtió que si bien es cierto es potestad del alcalde Jaramillo realizar los respectivos cambios que se vean necesarios en el gabinete municipal, también lo es que  en el primer año de administración se pudo evidenciar la falta de experiencia y no se han cumplido las expectativas con la gran mayoría de los secretarios de la administración local.

Porras criticó que muchos de los nombramientos se hayan visto cuestionados así como las presuntas irregularidades a la hora de la entrega de contratos a dedo y la firma de convenios que han puesto en tela de juicio al mandatario local.

Finalmente el dirigente manifestó que espera que este año las cosas mejoren,  más aún cuando se avecina una crisis económica y un año político que podría generar que las administraciones se politicen a favor de algunas candidaturas a las próximas elecciones parlamentarias.




 
Los primeros cambios realizados por el alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo a su gabinete comienzan a generar una serie de críticas y cuestionamientos frente al continuismo de la política que durante 40 años ha ejercido la familia Jaramillo en el Tolima.

El abogado Nicolás Ricardo Espinosa puso en tela de juicio la asertividad del mandatario municipal ante la llegada del capitán Mahecha a la Secretaría de Gobierno municipal y Yolanda Corzo, esposa de Nayit Salazar hombre de confianza del mandatario local,  a la gerencia de Infibagué.

Según declaraciones del abogado Espinoza los cambios que hizo el alcalde Jaramillo se parecen a la novela italiana del Gatopardo de Guiusepe Tomasi di Lampedusa. 

"La teoría gatopardiana de la historia, consiste en cambiar las cosas para que sigan igual.  Realmente no hay ningún cambio frente a los funcionarios de la administración municipal, porque al parecer el alcalde no sabe a quién nombra en los cargos. En realidad no se sabe quién lo asesora para los nuevos nombramientos", cuestionó el abogado Espinoza.

Frente la llegada del capitán Alexis Mahecha a la Secretaría de Gobierno, Espinosa manifestó no entender cómo un gobierno que se autocalifica de izquierda nombra a una persona que es cuestionada por las famosas chuzadas del DAS

Con el nombramiento de de Yolanda Corzo en la gerencia de Infibagué, está más que entendido que el mandatario local está pagándole favores a su amigo Nayit Salazar quien durante 40 años ha sido el fiel escudero de la familia Jaramillo, agregó el abogado.

Finalmente Nicolás Ricardo Espinosa quien apoyó la campaña del actual mandatario concluyó afirmando que, Guillermo Alfonso Jaramillo ha defraudado a sus electores porque ha demostrado que se sigue haciendo política y gobernando con los mismos, a punta de burocracia y garrote.

 


 
José Alexis Mahecha, anunciado por parte del Alcalde de Ibagué, Guillermo Alfonso Jaramillo, como nuevo Secretario de Gobierno del Municipio, quien aún no se posesiona en la Administración local, se encuentra vinculado actualmente en un proceso de investigación que adelanta la Fiscalía por presunta relación en las chuzadas ilegales del DAS.

La Fiscalía Delegada ante la Corte Suprema de Justicia profirió en el 2016 resolución de acusación contra 12 ex funcionarios del DAS, por la investigación adelantada en el caso de seguimientos ilegales contra integrantes de Organizaciones de Defensoras de Derechos Humanos, Organizaciones No Gubernamentales (ONG), periodistas y políticos reconocidos en todo el país. José Alexis Mahecha hace parte de los 12 funcionarios mencionados por la Fiscalía.

Igualmente en la resolución de acusación se expone que esta es la última fase de la investigación conocida como las chuzadas ilegales del DAS a través del Grupo G3, en donde el funcionario fue llamado a juicio para responder por una presunta vinculación en los delitos de concierto para delinquir en relación con violación ilícita de comunicaciones, utilización ilícita de equipos de transmisión y recepción y abuso de autoridad.

El nuevo Secretario de Gobierno de Ibagué no cuenta actualmente con  una condena por lo tanto no se está  inhabilitado para ocupar un cargo público. 


 




 
El Secretario de Gobierno del Municipio, Camilo González Pacheco confirmó a esta redacción que en la tarde de este martes 10 de enero, presentó su carta de renuncia de manera irrevocable ante el Alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo, para disponer del cargo que ocupa desde el año 2016.

Aunque todos los funcionarios del gabinete municipal presentaron su carta de renuncia de manera protocolaria por solicitud del mandatario local, con el fin de que se renueven algunos cargos de la Alcaldía de Ibagué, en las últimas horas González Pacheco presentó su renuncia de forma irreversible para dejar el cargo que ocupa desde que inició el mandato de Guillermo Alfonso Jaramillo en la Administración local.

El funcionario habría indicado a  través de un oficio que ya habría cumplido su misión en el actual gobierno, solicitando al alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo aceptar su renuncia irrevocable. De ser atendida la solicitud por parte del burgomaestre,  Camilo González Pacheco  se convertiría en el primer movimiento en el gabinete municipal en el 2017.

González Pacheco en el primer año de gobierno de Jaramillo se convirtió en uno de los secretarios más cuestionados por la ciudadanía, teniendo en cuenta las cifras y percepción de seguridad de la ciudad.

Se espera conocer en las próximas horas por parte de la Alcaldía de Ibagué quien podría ocupar la Secretaría de Gobierno del Municipio para la vigencia 2017. 




 

Chantaje

Ene 22, 2017
Es el término  utilizado por los líderes de los barrios que respaldan la gestión del alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo, frente a otros líderes comunales  que están condicionando su voto a la consulta popular  minera, siempre y cuando el mandatario de los ibaguereños acepté y autorice las obras que anuncia el gobernador Oscar Barreto en la capital musical

Imposible saber  qué estaría pasando si el resultado de las elecciones pasadas hubiera arrojado resultados distintos y el Tolima e Ibagué, estuvieran bajo el mandato de los hermanos Mauricio y Guillermo Alfonso  Jaramillo Martínez.

Nadie se imagina el alcalde diciéndole a su hermano gobernador que no da la autorización para pavimentar por lo menos 200 vías en ciudad, recuperación de alcantarillados, construcción de tres coliseos, escenarios deportivos en sectores populares, buscar la solución al problema del cruce de la 60 con quinta, entre las solicitudes más destacadas que viene haciendo Barreto Quiroga desde mediados del año pasado.

Difícil entender la respuesta del alcalde: “Bienvenidas las obras para Ibagué, pero planeadas y concertadas, no clientelistas y politiqueras”. Y cómo cree el alcalde que se mantiene vigencia y presencia en el escenario político, él sabe, porque hace lo  mismo que cuestiona; clientelismo y politiquería. Jaramillo levanta la voz como si en su administración no imperara la improvisación.

Preocupa que tras un año de mandato, Barreto  ofrece hacer obras en Ibagué  y Jaramillo no autoriza. Vean  donde estamos, en un  enfrentamiento entre los líderes y voceros de la comunidad ibaguereña. Para rematar en esta nueva situación que se venía cocinando por el lado de los inconformes, sale a terciar la Jefe de la Oficina Jurídica, Gladys Gutiérrez diciendo que hay ignorancia e ignorantes  en los dos temas –consulta minera e intervención con obras por parte del gobernador-. Le están pidiendo que salga a ofrecer disculpas por la descalificación a los líderes. Le va tocar para calmar ánimos.

Para nadie es un secreto que todos están mirando las elecciones del 2018 y el alcalde dirá, que cualquier cosa que se autorice y sume votos, puede atentar contra sus intereses políticos. Por favor que no siga diciendo que le interesa Ibagué, porque si así fuera, hace rato habría fumado la pipa de la paz con Barreto y tendríamos obras importantes y necesarias para la ciudad.

Los líderes no pueden dejarse influenciar, la mayoría de ellos  han visto pasar  por sus comunidades muchos alcaldes y gobernadores  y las gentes esperan conserven la sensatez y la imparcialidad en temas sensibles y de interés universal, que muchas veces no pueden mezclarse. De ahí la importancia de la concertación y la comunicación fluida. Quedan muy mal ante la opinión pública,  los líderes que utilizan los micrófonos para irrespetar a sus mandatarios y de paso   desdibujan la transparencia de sus propósitos.

Increíble pensar que los dos mandatarios se van a llevar los cuatro años de gobierno en enfrentamientos y peleas que en el primer año han contribuido al desgaste, dejándolos rezagados en imagen y favorabilidad. El país tiene muchos ejemplos de Gobernadores y alcaldes que aplican la sinergia y ganan por partida doble, con imagen para el presente  y con  votos para el futuro.

Punto final.- A la primera gestora del municipio, mujer profesional y talentosa,  se le olvidó el compromiso de convertirse en la coequipera de su esposo. 



 
El Alcalde de Ibagué Guillermo Alfonso Jaramillo habló en las últimas horas sobre los proyectos que se pretenden adelantar en la ciudad, según el mandatario local la construcción del Centro de convenciones o multipropósito, la nueva sede de la Alcaldía de Ibagué y centro de acopio, podrían desarrollarse por medio de Alianzas Público Privadas.

Igualmente, el burgomaestre indicó que las expectativas de inversión para el desarrollo de proyectos en este 2017 en la ciudad serán  difíciles, principalmente aquellas iniciativas que dependen del Gobierno Nacional.

“Hemos estado con la Cámara de Comercio de Ibagué, a través de Findeter y una organización de las Naciones Unidas, para poder elaborar los proyectos que tenemos ahora para lograr que serían el Centro de Convenciones, Ferias y Exposiciones, el Centro de Acopio y muy especialmente lo que va ser el nuevo edificio de la administración” indicó el mandatario local.

Se espera que el próximo 11 de enero se desarrolle un encuentro entre la Administración Municipal, la Cámara de Comercio de Ibagué,  la Financiera del Desarrollo Territorial, FINDETER, y una entidad de la ONU, para entablar diálogos sobre la construcción del centro multipropósito o convenciones de la ciudad que estaría ubicado en el norte de la ciudad. 




 
Así lo expuso en las últimas horas el Alcalde de Ibagué, Guillermo Alfonso Jaramillo quien confirmó a este medio de comunicación que la Financiera del Desarrollo Territorial S.A., FINDETER, adjudicó la licitación para la construcción de la primera fase del acueducto complementario de la ciudad, la inversión de esta etapa del proyecto supera los diez mil millones de pesos, indicó el mandatario.

“Nos ha informado Findeter que se acaba de adjudicar la licitación de la fase uno del acueducto, se licitó por 10.700 millones de  pesos y aspiramos que también podamos de forma rápida inmediata podamos hacer la licitación de la interventoría por 700 millones de pesos” indicó el mandatario local.

El burgomaestre expuso que el contrato fue adjudicado a un consorcio de la capital tolimense “un consorcio de Ibagué que está constituido por cinco empresas” manifestó Guillermo Alfonso Jaramillo.

Se espera que las obras inicien en el 2017 y tengan un periodo de ejecución de aproximadamente ocho meses, según lo expuesto por el burgomaestre. 

 
El Secretario de Transparencia de la Presidencia de la República, Camilo Enciso, se pronunció en las últimas horas sobre los millonarios convenios suscritos por la Alcaldía de Ibagué para la instalación del alumbrado navideño en diferentes sectores y comunas de la ciudad. El funcionario del Gobierno Nacional indicó que el mandatario local, Guillermo Alfonso Jaramillo deberá responder sobre el proceso en que fueron elegidas dos entidades para hacerse cargo de la adecuación de fin de año.

“Uno realmente queda asombrado cuando logra  entender como operó todo esta triangulación de recursos y cómo se abusó de  la figura consagrada por el Decreto 777 que regula los convenios que pueden suscribir las entidades públicas con entidades sin ánimo de lucro, siempre y cuando estas entidades sin ánimo de lucro tengan la idoneidad para la ejecución de esos convenios” indicó Enciso sobre los convenios que superan los 1.800 millones de pesos en conjunto, por un lado cerca de 1.600 de la Administración Municipal y 220 millones de Infibagué para dos contratos diferentes.  

El funcionario de la Presidencia de la República expuso que la Corporación Festival Folclórico adquirió la ejecución de gran parte del convenio con otra entidad  “La Corporación  Festival Folclórico tuvo que subcontratar prácticamente la totalidad de su obligación principal bajo ese convenio con Moriah Company, que al final resultó además  estar emparentada  con la Fundación Camellando por Colombia que tiene contratos con Infibagué”.

Según el Zar anticorrupción, existe una “telaraña de convenios” en donde se está abusando de la contratación “Aquí hay una especie de telaraña de convenios y contratos en donde hay personas emparentadas y en donde hay abuso de la figura de la contratación o la suscripción de convenios con entidades sin ánimo de lucro”   puntualizó Enciso.

El Secretario de Transparencia indicó que espera que las autoridades revisen si existen irregularidades en este proceso y una presunta celebración de contratos sin cumplimiento de requisitos legales.  







 
  1. Más Leídas
  2. Últimas
  3. Destacadas
  • cortolima.jpeg