Martes, 21 Febrero 2017

  • ARROZ DIANA.jpg
Angie Cañas

Angie Cañas

Comunicadora Social – Periodista con énfasis en Comunicación para el Desarrollo de la Universidad del Tolima.
Los detenidos identificados como Miguel Mauricio Fernández y Leonardo Rodríguez fueron presentados ante el Juzgado Segundo Penal Municipal con función de control de garantías, donde se dio a conocer por parte de la Fiscalía que debían responder por el delito de violencia contra servidor público.

Según el informe de Policía, los dos hombres se movilizaban en una motocicleta siendo requeridos en un puesto de control para verificar la documentación de los mismos, haciendo caso omiso al mismo, huyendo del sitio por lo que se inició la persecución logrando alcanzarlos metros más adelanta donde habrían perdido el control cayendo sobre la vía.

Al parecer en el sitio los hombres sostuvieron una fuerte discusión con los uniformados por un comparendo que se les fuera a imponer por no llevar la licencia de conducción, situación que derivó en la detención de Miguel Mauricio y Leonardo y de igual forma la incautación del vehículo motorizado.

Durante la diligencia se conoció que los capturados no aceptaron los cargos, siendo dejados nuevamente en libertad. 



 
Ante el Juzgado Segundo con función de control de garantías fue presentado el detenido identificado como Luis Alfonso Barrero Cortés, conocido con el alias de “Chocolate”, señalado por el Fiscal 24 Seccional con el delito de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes.

El ente acusador dio a conocer que la captura de este sujeto se dio en el barrio Jardín Santander, luego que las autoridades se encontraran realizando patrullaje y registro a personas, abordando a “Chocolate” a quien le encontraron en la pretina de su pantalón una bolsa la cual contenía 128 envolturas con sustancia alucinógena.

El elemento incautado fue dejado a disposición de la Fiscalía donde se determinó que se trataba de 23.5 gramos de cocaína y sus derivados.

Durante la diligencia Luis Alfonso Barrero no se allanó a los cargos imputados por el ente acusador, siendo dejado nuevamente en libertad. 



 
Las autoridades acudieron en las últimas horas al barrio La Pola para atender un caso de hurto que se estaba cometiendo en una residencia, encontrando en el sitio las víctimas quienes aseguraron que un sujeto al parecer había ingresado por la terraza de la residencia y estaría intentando hurtar varios elementos de valor.

En la denuncia interpuesta ante la Fiscalía, se pudo establecer que una de las vecinas de las víctimas les dio aviso sobre la presencia de un extraño al interior de su casa por lo que al llegar al sitio lograron sorprenderlo y detenerlo hasta que llegara la Policía, asegurando que el presunto asaltante se había puesto una camiseta, pantaloneta y unas zapatillas propiedad de la víctima y además había intentado hurtar un reloj, todos los elementos valorados en más de un millón de pesos.

El capturado fue presentado ante el Juzgado Segundo con función de control de garantías, donde el Fiscal 24 Seccional le imputó el delito de hurto calificado, cargo que no aceptara, siendo dejado nuevamente en libertad. 


 
Nuevos operativos adelantados en el municipio de Chaparral por parte del Gaula de la Policía permitieron la detención de otro presunto integrante de la compañía Manuelita Sáenz de las Farc identificado como William Yamid Fernández Gutiérrez, conocido con el alias de “Buñuelo”, señalado de haber participado en varios actos de extorsión y terrorismo.

Fernández Gutiérrez fue presentado ante el Juzgado Octavo con función de control de garantías, donde la Fiscalía Tercera Especializada dio a conocer que este sujeto al parecer era el encargado de ir hasta las zonas veredales de los municipios de Chaparral y Líbano para convocar a las personas y realizar las reuniones, así mismo habría brindado protección a quienes cancelaban los dineros exigidos y de igual forma habría repartido los panfletos para las extorsiones realizadas.

Esta redacción conoció que alias “Buñuelo” junto con otro sujeto conocido como “Barbas”, quien ya fue enviado a la cárcel de Picaleña, (Leer: Cayó “Barbas” integrante de las Farc por participar en extorsiones y terrorismo en Chaparral y Líbano), habrían hecho parte del grupo de presuntos guerrilleros que destruyeron un oleoducto de una petrolera y además la destrucción de una torre de energía para instalarse en estos municipios.

Durante la audiencia se determinó por parte del ente acusador imputarle a William Yamid Fernández los delitos de concierto para delinquir con fines de extorsión y terrorismo y desplazamiento forzado, cargos que este hombre no aceptara, solicitándose su reclusión en la cárcel de Picaleña, petición que al cierre de esta edición fuera rechazada por parte del Ministerio Público y el Juzgado. 


 
Para cumplir una pena de 32 meses de cárcel fue capturado Álvaro Andrés Rojas Ruíz, de 35 años de edad, como responsable del delito de inasistencia alimentaria.

La aprehensión se efectuó en la carrera Tercera con calle 10 de la capital tolimense, por servidores del CTI adscritos al grupo de capturas de la Seccional Tolima.

Rojas Ruíz era requerido por el Juzgado Sexto de Ejecución de Penas y Medidas de Seguridad, por no cumplir desde el 2007 con la cuota alimentaria acordada en 64 mil pesos mensuales para la manutención de su hija menor de edad.



 
Ante el Juzgado segundo con función de control de garantías de Honda, fueron presentados los capturados identificados como Juan Camilo Roldan, de 25 años, Rubén Darío Jaramillo, 30 años, Amet Felipe Vega Parra, 32 años, señalados por la Fiscalía con los delitos de hurto calificado y agravado y porte ilegal de armas de fuego.

De acuerdo a lo manifestado por el ente acusador, los tres detenidos frente a un conocido parque acuático del municipio de Honda, habrían participado en el hurto de 9 millones 800 mil pesos a una mujer quien acababa de retirar el dinero de una entidad bancaria luego que realizara un préstamo.

Según el informe de las autoridades los hombres al ser detenidos se movilizaban en un vehículo el cual fue registrado encontrando en su interior una caleta con armamento tratándose de armas y municiones al parecer utilizadas para cometer hechos ilícitos.

En la audiencia se estableció que los capturados fueron enviados a la cárcel de Honda. 




 
Ante el Juzgado Décimo Penal Municipal con función de control de garantías, fue presentado Carlos Heberto Ángel, exgerente del IMDRI, actualmente recluido en la cárcel de Picaleña respondiendo por varios delitos que hay en su contra luego de haber participado en el desfalco del contrato de estudios y diseños de obras de los Juegos Nacionales.

Durante la diligencia se pudo establecer que esta nueva imputación se trata por la pérdida de un computador que al parecer sería propiedad del Instituto Municipal para el Deporte y Recreación de Ibagué, el cual debió haber entregado luego de haberse retirado de su cargo desempeñado durante la administración de Luis H. Rodríguez.

Es así como la Fiscalía le imputó al exgerente del IMDRI, el delito de peculado culposo, cargo que aceptara conociéndose que ya había cancelado el costo del mismo, tratándose de un millón 200 mil pesos, por lo que en la diligencia no se llevó a cabo otra solicitud por parte del ente acusador.

De acuerdo a lo indicado, Carlos Heberto Ángel al parecer le había entregado el computador portátil a otra persona pero hasta el momento no se ha podido establecer a quién por lo que se tuvo que realizar la respectiva audiencia en su contra. 




 
Ante un Juzgado con función de control de garantías fue presentado el detenido identificado como William Camilo Cañón Cuéllar, señalado por la Fiscalía con el delito de hurto calificado tentado.

Durante la audiencia, el ente acusador reveló que el capturado fue sorprendido por la comunidad del barrio Jordán Octava etapa cuando ingresaba por el techo del colegio Sagrada Familia ubicado en la Carrera Quinta con Calle 65 y sacaba algunos elementos propiedad de la institución.

Al llegar las autoridades abordaron el sujeto que ya estaba intentando huir del sitio, solicitando un registro y encontrando en su poder una lona la cual contenía un serrucho, cuatro azadones, un martillo, una maceta, 116 varillas de soldadura, una pistola de compresor y un metro, objetos que fueron incautados.

En la diligencia se conoció que William Camilo Cañón no se allanó a los delitos imputados por la Fiscalía, siendo dejado nuevamente en libertad.
 


 
  1. Más Leídas
  2. Últimas
  3. Destacadas